Home
>
Sabueso
>
Desinformacion
>
Falso que ‘inmensa mayoría’ de votos ilegibles afectaran al PAN, en video se manipulan datos del PREP
Falso que ‘inmensa mayoría’ de votos ilegibles afectaran al PAN, en video se manipulan datos del PREP
2 minutos de lectura
Falso que ‘inmensa mayoría’ de votos ilegibles afectaran al PAN, en video se manipulan datos del PREP
Es falso que la ‘inmensa mayoría’ de votos ilegibles afectaran al PAN, en un video viral se manipulan datos del PREP para aparentarlo.
07 de junio, 2024
Por: Regina López Puerta
@admanimal 

Es falso que al revisar el PREP se confirme una operación en la que se marcó la “inmensa mayoría” de votos a favor del PAN como ilegibles, como asegura un video en redes sociales. 

En el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) todos los partidos tuvieron un porcentaje similar de votos ilegibles en las actas, y en ningún caso llegaron al 1% del total registrado en la elección. 

La publicación que se ha vuelto viral en X con más de 257 mil reproducciones comparte un video donde aparece la base de datos del PREP y se muestran cientos de celdas consecutivas con la palabra “ilegible” para las actas del PAN.

Sin embargo, la base de datos en el video fue manipulada. Se le aplicó un filtro para mostrar sólo las celdas con la etiqueta de ilegible para el Partido Acción Nacional. 

“Les quiero compartir, como es la lista de Excel de los resultados del PREP Oficial, es una muestra de solo las casillas ILEGIBLES donde la inmensa MAYORIA afectan al PAN. Si aun no se dan una idea de la magnitud de lo irregular de esta elección, no se que mas podría hacerlo (sic)”, dice la publicación.

De 163,279 actas que registró el PREP en 2024, el registro de votos del PAN fue ilegible en 1,172, es decir 0.72%. En comparación, los votos para Morena no fueron legibles en 1161 actas, lo que representa el 0.71% del total registrado. 

De acuerdo con el INE se clasifican como ilegibles si “la cantidad de votos asentados en uno o más campos en el Acta PREP es ilegible, tanto en letra como en número. Si al menos un dato asentado es legible, se contabiliza”.

Movimiento Ciudadano tuvo un 0.66% de ilegibilidad, y el PRI 0.64%.

Las cifras de 2018 en cuanto a actas con datos ilegibles para cada partido fueron más altas que las registradas en la jornada electoral 2024, ya que todos superaron el 1%.

Cuando López Obrador fue electo presidente, de un total de 148,750 actas registradas, Morena tuvo un 1.53% de elegibles, correspondiente a 2,275 actas. El PAN tuvo 2,102, un 1.41%; y el PRI 2120, correspondiente al 1.42%.

Cabe señalar, que los datos del PREP son sólo de carácter informativo y no muestran el cómputo oficial y legal. Posterior al PREP se realizaron los cómputos distritales que emiten las cifras oficiales y estos resultados sí son jurídicamente vinculantes, es decir, legales. Además, el INE aprobó volver a contar los votos del 60% de las casillas para subsanar fallas en los conteos.

Por lo tanto, es falso que en la jornada de 2024 y en los registros del PREP se hayan observado números extraordinarios de actas ilegibles, ni un patrón en contra de un partido. En realidad hubo menos actas ilegibles que en 2018 y los porcentajes son muy similares entre todos las distintas fuerzas políticas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...
Imagen BBC
¿Qué tiene de especial la cara oculta de la Luna? Te contamos aquí
6 minutos de lectura
¿Qué tiene de especial la cara oculta de la Luna? Te contamos aquí

El lado oculto de la Luna es misterioso y de difícil acceso, pero las investigaciones científicas concluyen que tiene una composición diferente al lado visible.

07 de junio, 2024
Por: BBC News Mundo
0

La sonda china Chang’e-6 está regresando a la Tierra con un cargamento muy valioso: las primeras muestras de suelo jamás recolectadas en la cara oculta de la Luna.

El robot recogió alrededor de 2 kg de material tras descender en la cuenca Aitken del Polo Sur (APS), uno de los cráteres más grandes que se conocen en el Sistema Solar.

Chang’e-6 pasó dos días juntando rocas y polvo, valiéndose de un brazo mecánico y un taladro, en una hazaña celebrada por la comunidad científica internacional.

Se espera que la cápsula con las muestras aterrice en los desiertos de Mongolia Interior alrededor del 25 de junio.

China es el único país que ha llegado a la cara oculta de la Luna. Lo logró por primera vez en 2019, en la cuarta de las seis misiones de exploración lunar Chang’e (nombre de la diosa lunar en la mitología china).

Ya varios países han emprendido misiones lunares, principalmente Estados Unidos con su programa tripulado Apolo y posteriores sondas no tripuladas de la NASA. Pero todas ellas ocurrieron en la cara observable de la Luna.

La Administración Nacional del Espacio de China describió su más reciente logro como una “hazaña sin precedentes en la exploración lunar humana”.

Añadió que la misión Chang’e 6 involucró “muchas innovaciones de ingeniería, altos riesgos y grandes dificultades“, especialmente las altas temperaturas en el lado oculto de la Luna.

¿Cuál es, entonces, la diferencia entre los lados visible y no visible de nuestro satélite natural y por qué explorar en este último es tan problemático?

Un hemisferio peligroso y misterioso

Desde nuestra perspectiva, la Luna tiene dos lados o hemisferios, uno visible y otro oculto, también llamado “lado oscuro”, aunque a este también lo baña la luz del Sol pero no lo podemos ver.

La razón por la cual la Luna solo nos muestra una cara se debe a un fenómeno conocido como “rotación sincrónica”, por la que el satélite tarda lo mismo en girar sobre su propio eje que en hacerlo alrededor de la Tierra.

Enviar una nave espacial y hacerla descender allí está plagado de riesgos, porque es muy difícil comunicarse con ella una vez que cruza al lado oculto.

Perspectiva del módulo Chang'e 6 del suelo lunar
CNSA
La perspectiva del módulo Change’ 6 pocos antes de descender en la cara oculta.

Al llegar a la cara lejana de la Luna, el módulo se queda sin señal.

“Como no podemos comunicarnos directamente con el lado oculto desde la Tierra, otra nave tiene que ponerse en órbita en torno de la Luna para transmitir las órdenes del centro de control y recibir los datos”, le explicó el profesor Martin Barstow, de la Universidad de Leicester, al diario británico The Guardian.

Para ello, la CNSA se valió del satélite Queqiao-2, que con anterioridad había colocado en la órbita lunar.

Asimismo, el módulo de descenso tuvo que poner en operación un sistema de evasión de obstáculos visuales autónomo, dotado con una cámara que seleccionaba automáticamente las áreas seguras de alunizaje según la luminosidad o la oscuridad de la superficie lunar.

Geología diferente

El hemisferio oculto de la Luna
NASA
El hemisferio oculto de la Luna tiene una corteza más gruesa y muchos más cráteres que su cara más conocida.

La cara oscura, o mejor dicho el hemisferio más remoto de la Luna, tiene un aspecto bastante distinto al que vemos desde la Tierra.

Los científicos explican que tiene una corteza más antigua y gruesa, con muchos más cráteres. También hay pocos de esos “mares” o planicies oscuras de basalto creadas por el flujo de lava que son evidentes en el lado más visible.

Se cree que un impacto poderoso en la cuenca Aitken puede haber atravesado la corteza hasta llegar al manto lunar. Se espera que la cápsula Chang’e 6 traiga a la Tierra muestras de esa capa.

Roca lunar recolectada por la misión Apolo 11
Getty Images
Las rocas lunares en la cara visible de la Luna como esta, extraída por los astronautas del Apolo 11, tienen una composición diferente a las de la cara oculta.

“Todo el mundo está muy emocionado de que podamos echar un vistazo a estas rocas que nadie ha visto antes”, le dijo a la BBC el profesor John Pernet-Fisher, especialista en geología lunar de la Universidad de Manchester.

Pernet-Fisher ha analizado otras rocas lunares traídas por las misiones Apolo de Estados Unidos y por las naves chinas.

La mayoría de ellas son de origen volcánico, similares a las que podríamos encontrar en Islandia o Hawái.

Pero el material del otro lado de la Luna podría tener una química diferente.

Pernet-Fisher afirmó que la oportunidad de analizar rocas de un área completamente diferente de nuestro satélite natural podría responder a preguntas fundamentales sobre la formación de los planetas.

El polo sur de la Luna es la próxima frontera de las misiones a nuestro satélite natural: varios países están interesados en comprender esa región porque hay muchas posibilidades de que tenga hielo.

El acceso al agua aumentaría significativamente las probabilidades de establecer con éxito una base humana en la Luna.

Objetivos mayores

Además del entusiasmo por la investigación científica, las misiones Chang’e-6 también revelan las ambiciones de China más allá de la Luna.

Este programa es una práctica útil para otro posible objetivo: recoger muestras de Marte.

Si bien el material lunar promete grandes beneficios científicos en cuanto a revelar los secretos del Sistema Solar, las muestras del planeta rojo podrían, potencialmente, proporcionar nuevas pistas sobre si Marte podría ser habitable o no.

Otro hecho notable es que la misión Chang’e-6 requiere una compleja maniobra de encuentro de la sonda que transporta las muestras con un módulo orbital que las traerá de regreso.

Este procedimiento no es necesario para recuperar el material, pero sí para llevar a astronautas a la superficie lunar y regresarlos sanos y salvos a la Tierra.

La complejidad añadida parece ser un trampolín hacia las misiones lunares tripuladas.

Cohetes y módulos lunares del programa espacial de China en una exposición en el puerto espacial de Yantai
Getty Images
El programa espacial de China aspira a más que sólo pisar la Luna.

China anunció el año pasado que planea lanzar su primera misión lunar tripulada antes de 2030.

Su idea es llevar a la superficie a un par de astronautas que horas después se reúnan con un colega en órbita. Esto es muy similar a lo realizado con los módulos de descenso/ascenso y orbitales de las misiones Chang’e-6 y Apolo de la NASA.

China no está considerando una mera presencia de corto plazo, plantando banderas y dejando huellas en la Luna.

Su ambición se parece más al programa Artemis que al Apolo de la NASA: quiere lanzar dos misiones separadas a la cuenca APS en 2026 y 2028, que incluyen experimentos con suelo lunar para imprimir ladrillos en 3D que sirvan para construir una base lunar.

“El polo sur de la Luna es el destino al que nos dirigiremos para prepararnos para cuando volvamos a enviar seres humanos a la Luna”, explicó Katherine Joy, profesora de Ciencia Lunar y Planetaria de la Universidad de Manchester.

“Junto con Chang’e-7 y 8, también descenderán varias misiones planificadas por la NASA para determinar dónde y cuántos elementos volátiles, incluyendo agua y hielo de agua, se encuentran en el suelo polar.

“Este material podría ser útil para futuros exploradores humanos, por lo que será muy interesante ver qué diversidad encontrarán todos los módulos robóticos de alunizaje previstos para los próximos años”.

Línea
BBC

Haz clic aquí para leer más historias de BBC News Mundo.

También puedes seguirnos en YouTube, Instagram, TikTok, X, Facebook y en nuestro nuevo canal de WhatsApp, donde encontrarás noticias de última hora y nuestro mejor contenido.

Y recuerda que puedes recibir notificaciones en nuestra app. Descarga la última versión y actívalas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...