Home
>
Sabueso
>
Desinformacion
>
Las duchas con yodo pueden provocar infecciones: es falso que curen el Ovario Poliquístico
Las duchas con yodo pueden provocar infecciones: es falso que curen el Ovario Poliquístico
4 minutos de lectura
Las duchas con yodo pueden provocar infecciones: es falso que curen el Ovario Poliquístico
Las duchas vaginales de yodo u otras sustancias provocan infecciones y no curan el Síndrome de Ovario Poliquístico.
27 de noviembre, 2023
Por: Regina López Puerta
@admanimal 
0

Las duchas vaginales pueden ser dañinas para la salud, aunque una publicación en Instagram –que ya ha alcanzado los 7 mil likes–  asegura que colocarse yodo en la vagina reduce la producción de estrógeno, cura el Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP) y reduce la aparición de miomas.

Instituciones como la Secretaría de Salud, Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos(CDC) y la Organización Mundial de la Salud, advierten que colocarse sustancias en la vagina sin las indicaciones y supervisión médica adecuada provoca infecciones que pueden llegar a ser graves y aumenta la posibilidad de contraer enfermedades de transmisión sexual (ETS). Por lo tanto, la información en el video es falsa y seguirla podría tener repercusiones negativas en la salud.

El Síndrome de Ovario Poliquístico afecta entre el 8% y el 13% de las mujeres en edad reproductiva, de acuerdo con las cifras de la OMS, sin embargo también estiman que el 70% de las mujeres que lo padecen no están diagnosticadas. Este síndrome provoca desequilibrios hormonales, menstruaciones irregulares, niveles excesivos de andrógenos y quistes en los ovarios. Si has sido diagnosticada con Síndrome de Ovario Poliquístico, la indicación de instituciones de salud como la OMS y la Clínica Mayo, es seguir las instrucciones de tu médico y no automedicarse.

De acuerdo con la Clínica Mayo, los tratamientos son variados y pueden incluir cambios en la alimentación, incrementos de actividad física, terapias con progestina y píldoras anticonceptivas. También para quienes están intentando quedar embarazadas los médicos pueden recetar reguladores hormonales como clomifeno, letrozol y metformina.

La publicación viral explica que se debe de colocar yodo lugol, llamado así por el reactivo en el que se estabiliza el yodo, en el interior de la vagina con un hisopo tres veces por semana para curar esta afectación. Sin embargo, estudios como este de la Escuela de Salud Pública Johns Hopkins Bloomberg y este de la Escuela de Medicina Mount Sinai en Nueva York, comprobaron que practicar duchas vaginales con sustancias como yodo, provoca efectos adversos de salud, entre ellos infecciones.

Vale la pena señalar que sí se ha estudiado el Yodo para regular el tratamiento de patologías como la hiperplasia prostática, fibrosis mamaria y ovarios poliquísticos, así como en casos de cáncer de mama y de próstata. Por ejemplo, investigadores de la UNAM desarrollaron un compuesto farmacéutico con cantidades específicas de yodo molecular. Pero no se unta en la vagina.

Buscamos otros estudios o investigaciones científicas al respecto y encontramos que investigadores italianos también estudiaron el papel del yodo en hormonas tiroideas; también científicos en India revisaron su absorción en el cuerpo pero a partir del consumo de alimentos que naturalmente contienen este elemento, tales como las algas marinas o los pescados. 

Aunque sí hay algunas investigaciones, como ésta o ésta otra, que sugieren el uso de Yodo en la vagina como antiséptico temporal durante el parto  para reducir el riesgo de endometritis, infecciones postoperatorias de la herida y fiebre. 

Ninguno de los ejemplos antes mencionados recomiendan untar Yodo (en cualquiera de sus formas) en la vagina para tratar padecimientos como el SOP. No encontramos ningún estudio en español, ni en inglés, que sostengan que el Yodo untado en genitales pueda absorber y mejorar padecimientos como lo menciona la persona del video que desinforma.

¿Qué es una infección vaginal?

De acuerdo con la Subsecretaría de Prevención y Promoción de la Salud, una infección “ocurre cuando microorganismos (bacterias, hongos o parásitos) que no forman parte habitual de la flora vaginal ingresan, lo que provoca un desequilibrio entre las bacterias “buenas” y las “dañinas”. 

En caso de una infección vaginal las medidas preventivas recomendadas por la Secretaría de Salud, son las siguientes:

Lavar el área vaginal con agua y jabón neutro.

Evitar el uso de ropa demasiado ajustadas y sintéticas (lycra o nylon), debido a que favorecen la humedad.

No utilizar duchas vaginales, aerosoles o toallitas higiénicas perfumadas.

En conclusión, es falso que las duchas vaginales de yodo curan el Síndrome de Ovario Poliquístico. Introducir sustancias como yodo o bicarbonato de sodio, cambian el ecosistema bacteriano de la vagina, provocando un desequilibrio y creando un ambiente propenso a infecciones. Estudios médicos han demostrado que estas prácticas incrementan el riesgo de contraer una ETS o una vaginosis bacteriana.


Nota del editor: Esta nota se publicó el 27 de noviembre de 2023, y fue actualizada sin cambiar la calificación el 28 de diciembre de 2023

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Se parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Etiquetas:
Desinformación viral
ovarios
salud
image
Cómo México se convirtió en el país que más exporta a EE.UU., superando a China por primera vez en dos décadas
5 minutos de lectura
Cómo México se convirtió en el país que más exporta a EE.UU., superando a China por primera vez en dos décadas
Las duchas vaginales de yodo u otras sustancias provocan infecciones y no curan el Síndrome de Ovario Poliquístico.
14 de febrero, 2024
Por: BBC News Mundo
0

Por primera vez en veinte años Estados Unidos le compra más productos a México que a China.

Una de las mayores causas de este fenómeno es la guerra comercial entre Washington y Pekín que escaló cuando el entonces presidente Donald Trump subió los aranceles a los productos chinos. Una medida que el actual mandatario, Joe Biden, ha mantenido en vigor.

Así fue como en 2023 las exportaciones mexicanas a EE.UU. aumentaron un 4,6%, mientras que las chinas tuvieron una profunda caída de 20% en comparación con el año anterior, según los últimos datos entregados por la Oficina del Censo.

“Es una caída que te quedas impresionado”, le dice a BBC Mundo Luis Bernardo Torres, economista senior del Banco de la Reserva Federal de Dallas.

Como México forma parte del tratado de libre comercio T-MEC, junto a Canadá y EE.UU., se encuentra en una posición privilegiada para ocupar parte de ese espacio comercial que China está dejando.

“Es algo positivo para México”, comenta Torres.

Que EE.UU. le compre más productos a México tiene dos grandes efectos en el país latinoamericano: un mayor crecimiento económico y la creación de empleos mejor pagados para aquellos trabajadores que cuentan con un alto nivel de capacitación.

Así entonces, apunta el economista, los productos que las grandes empresas mexicanas están exportando a su vecino tienen un mayor valor agregado, especialmente en sectores en auge como el automotriz o la industria química.

“Podrían haber subido mucho más”

Camión mexicano en la frontera con EEUU
Getty Images
Las exportaciones de China a EE.UU. cayeron 20% y las exportaciones desde México subieron 4,6% en 2023.

Aunque México traspasó a China en 2023, algunos economistas creen que la subida de las exportaciones mexicanas no fue tan espectacular como parece.

“Fue más grande la caída de China que el aumento de México”, dice Gabriela Siller, directora de análisis económico del Banco Base, en diálogo con BBC Mundo.

“Las exportaciones mexicanas podrían haber subido mucho más”, apunta.

La experta cree que esa falta de empuje podría explicarse por factores como la apreciación del peso mexicano en 2023, la falta de más fábricas (capacidad de planta instalada) en territorio mexicano y lo que ella denomina como el “deterioro de la gobernanza”,

“Hay un incremento en la inseguridad pública y la incertidumbre respecto a la política económica interna”, sostiene.

En medio de las tensiones entre Washington y Pekín, México se coronó el 2023 como el principal socio comercial de EE.UU.

Ese sitial alcanzado por México está relacionado con que en los últimos tres años China ha perdido una importante tajada del pastel.

“Si México no se pone las pilas, serán otros países los que aprovechen la oportunidad”, argumenta Siller.

Vínculos indirectos

Barco carguero
Getty Images
Si las exportaciones chinas a EE.UU. cayeron 20%, ¿qué países ocuparán ese espacio que deja libre el gigante asiático?

Un estudio hecho por un grupo de investigadores de la Universidad de California en San Diego, el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI) que analizó datos de exportaciones chinas a EE.UU. entre 2017 y 2022, llegó a la conclusión de que el nivel ha bajado, pero advierte que la distancia comercial entre los dos países no es tan profunda como parece.

“Los resultados muestran que el desacoplamiento es real, pero que las cadenas de suministro siguen entrelazadas con China”, argumenta el análisis presentado en una conferencia sobre fragmentación geoeconómica global organizada en mayo del año pasado por el FMI.

Las empresas chinas han encontrado distintas maneras de evitar indirectamente los aranceles impuestos por EE.UU. para seguir exportando a la primera economía del mundo.

Hay firmas chinas que, por ejemplo, han abierto plantas en otros países desde los cuales pueden exportar al mercado estadounidense sin tener que pagar aranceles porque, en estricto rigor, no es un producto proveniente de China.

En otros casos, hay países, incluyendo a México, que le compran a proveedores chinos muchas de las partes que requieren para fabricar sus productos y luego ensamblan en sus países el producto final.

Pero el “ensamblaje” o la fabricación del producto final en México está regulado en el tratado de libre comercio con EE.UU., de tal manera que para que un producto sea “made in México”, debe tener determinados porcentajes de valor agregado local.

Eso beneficia a la economía mexicana y evita que el país se transforme en una plataforma de paso.

México, por otro lado, tiene competidores que también quieren ocupar ese espacio que China está dejando abierto.

Países como India, Vietnam, Polonia o Indonesia también ven y quieren aprovechar las oportunidades en medio del conflicto comercial y geopolítico entre EE.UU. y el gigante asiático.

¿Qué se ve en el horizonte?

Joe Biden Xi Jinping
Getty Images
Joe Biden mantuvo los aranceles a los productos chinos impuestos bajo el gobierno de Donald Trump.

“México tiene una gran oportunidad comercial. Ojalá la pueda aprovechar, pero esa es otra historia”, comenta Torres.

El principal obstáculo que han planteado economistas y voces del sector empresarial es que México aún no tiene bien desarrollada la infraestructura necesaria para que el sistema de exportaciones sea más eficiente.

Infraestructura como carreteras y puertos, pero también el acceso a una red eléctrica confiable y el agua necesaria que requiere la producción a gran escala, además de las condiciones de seguridad.

En el terreno político, la distancia entre China y EE.UU. puede seguir aumentando más allá de que el ganador de las elecciones presidenciales de noviembre sea Joe Biden o Donald Trump.

Si ganara Trump, analistas consideran probable que la tensión con China vuelva a escalar.

Y si gana Joe Biden, su equipo está analizando nuevas subidas de aranceles a productos chinos como vehículos eléctricos, cierto tipo de semiconductores y dispositivos para conseguir energía solar.

Así, la desconfianza entre Washington y Pekín sigue tensando las relaciones, especialmente tras la guerra en Ucrania.

La Casa Blanca ha insistido en que un mayor vínculo comercial entre China y Rusia no es precisamente algo favorable para sus intereses y puede suponer una amenaza en medio de un escenario internacional incierto.

México, al igual que otros países, podrían cumplir ese rol de “conectores” en la nueva reorganización de los flujos comerciales que surge a partir de la rivalidad entre EE.UU. y China.

Las placas tectónicas del comercio internacional se están moviendo y México busca encontrar su lugar para quedar en una buena posición en medio de estos cambios.

Línea
BBC

Y recuerda que puedes recibir notificaciones. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Se parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Etiquetas:
Desinformación viral
ovarios
salud