Home
>
Analisis
>
Autores
>
Nunca más
>
Nadie es responsable de la violencia
plumaje-icon
Nunca más
Jacobo Dayán es especialista en Derecho Penal Internacional, Justicia Transicional y Derechos Humanos. Se desarrolla... Continuar Leyendo
2 minutos de lectura
Nadie es responsable de la violencia
Cientos de miles de investigaciones por desaparición, decenas de miles de casos de tortura, ejecuciones y desapariciones por parte de agentes de Estado apenas han dejado 78 sentencias e impunidad. La violencia es generalizada y sistemática, pero al parecer nadie es responsable de ello.
19 de septiembre, 2023
Por: Jacobo Dayán

En México las violencias se encuentran desatadas, pero al parecer nadie es responsable de ello. Cientos de miles de investigaciones por desaparición y tan solo 35 sentencias; decenas de miles de casos de tortura han producido 43 sentencias; ejecuciones y desapariciones por parte de agentes de Estado casi en absoluta impunidad. La lista continúa: trata con fines de explotación sexual, trata con fines de esclavitud, reclutamiento forzado de menores de edad, tráfico de personas/migrantes, desplazamiento forzado, despojo de tierra y territorio, extorsión/cobro de piso, secuestro y un largo etcétera.

A pesar de tratarse de violencia generalizada y sistemática como parte de una política de grupos criminales y corporaciones del Estado (crímenes de lesa humanidad), las fiscalías del país continúan abordándolo (simulando) bajo la lógica perversa del caso por caso. De esta manera pretender ocultar la masividad y garantizando impunidad a los máximos responsables.

En los muy pocos casos en los que se detiene a superiores jerárquicos -García Luna, Javier Duarte, Chapo Guzmán, exgobernadores de Tamaulipas y Coahuila, Édgar Veytia, Ovidio Guzmán y tantos otros-, las acusaciones son por crimen organizado, narcotráfico, lavado de dinero o enriquecimiento ilícito. Las violencias nunca se investigan y menos desde una óptica sistémica.

Esto no es casual y tampoco se debe a falta de capacidad de las fiscalías. Investigar por fenómeno llevaría a esclarecer los vínculos entre autoridades y criminales, el encubrimiento político que garantiza la operación de estas empresas criminales, lo generalizado y sistemático de las violencias. Este tipo de investigaciones llevaría a condenas sobre los superiores jerárquicos -del Estado y del crimen organizado- por crímenes de lesa humanidad.

No es imposible llegar a ello, se requiere de voluntad política. Evidentemente en México no la ha habido por ningún partido político. Hay experiencias internacionales en los que mecanismos extraordinarios de justicia logran romper ese círculo vicioso. En Colombia la Jurisdicción Especial para la Paz ha emitido sentencias por crímenes de guerra y de lesa humanidad sobre miles de casos agrupados en macro casos.

No hay más que dos alternativas. Una que incluye a fiscalías verdaderamente independientes, un mecanismo internacional contra la impunidad y una gran comisión de la verdad independiente y otro camino que es el de seguir leyendo ad nauseam casos como el de Ovidio Guzmán y no hacer nada. Hoy fue este caso, mañana seguro será otro.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...
image
Ensenada, el paraíso surfista de México conmocionado por el asesinato de tres extranjeros
6 minutos de lectura
Ensenada, el paraíso surfista de México conmocionado por el asesinato de tres extranjeros

La localidad es la tercera más grande de Baja California y tiene una próspera comunidad de extranjeros.

07 de mayo, 2024
Por: BBC News Mundo
0

La unida y pacífica comunidad de surfistas del puerto mexicano de Ensenada está en shock.

Tres surfistas extranjeros -dos hermanos australianos, Callum y Jake Robinson, y su amigo estadounidense, Jack Carter Rhoad- estuvieron en la zona apenas unos días antes, donde disfrutaron de algunos de los mejores lugares para practicar surf en América del Norte al inicio de lo que se suponía iba a ser el viaje de sus vidas.

Ahora, sus familias esperan a la repatriación de sus cuerpos después de que fueran brutalmente asesinados en un lugar de acampada.

Planeaban tomar una ruta muy concurrida, partiendo de Ensenada, en el estado de Baja California, e ir surfeando y acampando a lo largo de la costa del Pacífico hasta llegar a Rosarito, más al norte.

Lamentablemente nunca llegaron a su alojamiento.

En vez de eso, tras varios días desaparecidos, sus cuerpos fueron encontrados en un pozo a varios kilómetros de la zona de acampada y su camioneta, quemada.

Cada hombre recibió un disparo en la cabeza, dijeron las autoridades. Esto provocó escalofríos en la comunidad de surfistas locales.

Callum y Jake Robinson.
Instagram @Callum10Robinson
Callum Robinson (izquierda) y su hermano Jake (derecha).

Las implicaciones de la violencia todavía reverberan en la tranquila localidad costera.

“Es difícil. La verdad es que siempre me sentí segura aquí”, dijo Jessica, una estadounidense de San Diego que ahora vive cerca de Ensenada, con su traje de neopreno aún goteando por el oleaje matutino.

Un camino trillado a través del paraíso de los surfistas

En varios momentos de sus 500 años de historia, Ensenada estuvo repleta de visitantes procedentes de Estados Unidos.

Durante los años de la Prohibición a principios del siglo XX, la economía de la ciudad recibió un impulso particular por parte de los estadounidenses que venían al sur en busca de licor legal.

Hoy en día es la tercera ciudad más grande del estado con una industria turística en auge y una próspera comunidad de expatriados.

Miles de extranjeros -desde jubilados de cabello plateado hasta nómadas digitales- se han instalado en la ciudad para disfrutar de sus propiedades frente al mar, su clima cálido y su atmósfera relajada en medio del creciente costo de vida en Estados Unidos.

Y, por supuesto, atrae a un gran número de surfistas cada año.

Jack Carter Rhoad.
Instagram @Callum10Robinson
Jack Carter Rhoad había sido voluntario en viajes humanitarios.

La región de la Bahía de Todos los Santos en su conjunto es un paraíso para los surfistas. Lugares como la playa de San Miguel y la isla de Todos Santos son reconocidos entre la comunidad de los amantes del surf y en este último se celebró una competencia importante, el Billabong XXL.

Por todo ello, lo más probable es que los tres hombres asesinados tuvieran poca o ninguna inquietud a la hora de emprender su viaje. Y entre sus compañeros, pocos son los que les habrían advertido contra ello, más allá de decirles que tuvieran cuidado.

Jessica, la estadounidense de San Diego, dijo que vino al pueblo costero a surfear con su marido. Llevan a cabo programas para jóvenes de la comunidad de surf local, “muy simpática y genial”.

“Obviamente, tomamos precauciones e investigamos cuidadosamente adónde vamos antes de ir. Pero aquí es tan hermoso y la gente es tan amable que tenemos la intención de surfear por toda la costa mientras vivamos aquí”, dijo.

Un trasfondo de violencia

Algunos surfistas mexicanos sitúan los asesinatos en el contexto de la violencia constante que sufre la región.

Si bien los jóvenes nunca esperaron encontrar un destino tan espeluznante por el simple hecho de perseguir lo que amaban, sus asesinatos son un crudo recordatorio del grado de criminalidad existente en los estados del norte de México.

“Esta es la lucha que tenemos y es importante que no sea silenciosa. Tenemos que seguir llamando la atención sobre estos problemas, protestar y marchar, alzar la voz y pedir el fin de la impunidad”, dijo a la BBC Paulina Rodríguez, surfista y residente de Ensenada.

Surfistas en la playa de Ensenada.
Getty Images
La comunidad surfista realizó este domingo una “remada” en Ensenada en memoria de los asesinados.

Poderosos carteles de la droga libran una guerra territorial por las “plazas”, las rutas del narcotráfico y tráfico de personas hacia el norte y de armas ilegales hacia el sur. Se trata de una industria multimillonaria para los carteles que operan a lo largo de la frontera, y los extranjeros se han topado con el crimen organizado en México en numerosas ocasiones.

Francisca Acosta, una surfista mexicana más joven, se hizo eco de la preocupación por la impunidad de los delitos violentos en México.

“(Los asesinatos) hablan de un problema mayor en Baja California y en todo México”, dijo con un suspiro. “La impunidad es un enorme problema. Las desapariciones y los crímenes violentos se están acercando cada vez más a casa”.

Los más pobres del país son los más vulnerables, afirmó.

Si esto le puede pasar a los turistas, le puede pasar a cualquiera. A medida que el crimen organizado va en aumento en la sociedad, se siente el miedo en las calles”.

Presión de Estados Unidos y Australia

Las autoridades locales actuaron con rapidez tras la muerte de los surfistas.

Tres personas fueron arrestadas en relación con estos asesinatos, incluida una mujer que tenía en su poder el teléfono celular de uno de los hombres.

La línea de investigación que manejan las autoridades estatales de Baja California es que los detenidos intentaron robar el vehículo del grupo, posiblemente para obtener las llantas. Pero, al encontrar resistencia, los atacantes mataron a los surfistas antes de quemar sus carpas y tratar de esconder los cuerpos.

La fiscal general del estado, María Elena Andrade Ramírez, dijo que su fiscalía llevará a cabo una investigación exhaustiva de “estos lamentables hechos hasta que los responsables sientan todo el peso de la ley”.

En algunos aspectos, los hechos violentos en Baja California recuerdan al secuestro de cuatro estadounidenses -dos de ellos asesinados- el año pasado en Matamoros, en el estado de Tamaulipas.

Al igual que el asesinato de los surfistas, atrajo una atención similar de los medios internacionales que obligó a las autoridades a actuar con rapidez.

También generó cierta inquietud expresada en las plataformas de redes sociales sobre la velocidad y el alcance de la operación para encontrar a estos turistas cuando se estima que hay 100.000 personas consideradas desaparecidas en México, cuyo destino -se supone- también fueron fosas poco profundas en la aparentemente interminable guerra del narcotráfico en el país.

Operativo policial en Ensenada.
Getty Images
Vehículos de la Guardia Nacional custodiando una investigación de la fiscalía estatal en el sitio donde acamparon los tres surfistas.

Sin embargo, estas quejas no tienen en cuenta la presión diplomática entre bastidores que ejercen sobre el gobierno mexicano sus socios, en este caso Australia y Estados Unidos.

A su vez, es posible que el gobierno federal de México presionara a las autoridades locales para que actúen con rapidez.

El escrutinio de los medios, con equipos de periodistas de Australia y Estados Unidos llegando a Baja California, también aumenta la urgencia de que las autoridades actúen y, aunque es poco probable que se expresen públicamente durante esta investigación, el efecto potencial de estos titulares negativos y violentos sobre el turismo bien puede estar en juego para lograr una rápida resolución.

Lejos de tan frías consideraciones políticas, la comunidad surfista realizó una “remada” en Ensenada en memoria de los asesinados.

Fue una despedida digna y sentida en las mismas aguas en las que atraparon algunas de sus últimas olas, antes de ser víctima de la criminalidad violenta de México, que ha arrastrado a tantas otras víctimas antes que ellos.

Información adicional de Iván Gallardo en Ensenada.

Línea gris
BBC

Haz clic aquí para leer más historias de BBC News Mundo.

También puedes seguirnos en YouTube, Instagram, TikTok, X, Facebook y en nuestro nuevo canal de WhatsApp, donde encontrarás noticias de última hora y nuestro mejor contenido.

Y recuerda que puedes recibir notificaciones en nuestra app. Descarga la última versión y actívalas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...