Home
>
“No es que no queramos dar informes, es que estamos rebasados”: médicos de la Clínica 27 del IMSS
“No es que no queramos dar informes, es que estamos rebasados”: médicos de la Clínica 27 del IMSS
Cuartoscuro
5 minutos de lectura
“No es que no queramos dar informes, es que estamos rebasados”: médicos de la Clínica 27 del IMSS
21 de abril, 2020
Por: Andrea Vega
@EAndreaVega 

Los cuatro médicos que estuvieron el fin de semana en el área de medicina interna del Hospital General de Zona #27 del IMSS, en Tlatelolco, debieron atender este domingo 19 de abril a 16 pacientes con COVID-19, y 32 sospechosos de tenerlo, además de a 37 con otros padecimientos. Con esa carga de trabajo les queda poco tiempo para dar informes y sí a veces se les hace tarde.

Este 19 de abril eso pasó, de acuerdo al relato de dos de los médicos adscritos del hospital. Los especialistas no habían terminado su recorrido de reconocimiento con todos los pacientes, por eso no habían enviado la información a la subdirectora, que es quien se encarga de salir a dar los informes, casi siempre, en esta contingencia.

En una jornada normal, estos se daban a las 12 del día y los familiares estaban adentro. Ahora solo el personal puede estar en el interior del hospital y se generan retrasos al proporcionar los partes médicos. Familiares disgustados por esto irrumpieron a fuerza en la institución, alrededor de las 5 de la tarde de este domingo.

Lee: El IMSS reporta 21 agresiones a su personal en 12 estados del país

“Entraron unas 20 personas, pero no eran familiares de los pacientes con COVID o sospechosos, porque a ellos los tenemos en el primer piso, eran los familiares de personas con otros padecimientos, y se fueron directo al segundo piso de medicina interna”, narra Ramiro, uno de los médicos, a quien llamaremos así para proteger su identidad.

Algunas de las personas que irrumpieron, dice, sí lograron ver a su familiar. Las autoridades del hospital tuvieron que llamar a la policía, que tardó alrededor de 15 minutos en llegar, para que los sacaron.

“No se usó la fuerza eso sí. La policía les pidió que se retiraran y no se usó la fuerza en ningún momento. Tampoco hubo agresiones hacia el personal médico. Pero si no se permite a ningún familiar estar en ninguna zona del hospital en estos días es por el peligro de contagio, es por su seguridad”.

Estos son los problemas que se generan, dice “Juan”, otro de los médicos de HGZ 27, cuando tienes un hospital híbrido como este, es decir, con pacientes COVID y no COVID, porque quienes tienen adentro familiares con otros padecimientos como diabetes, insuficiencia renal o falla cardíaca sienten injusto no poder estar adentro y se desesperan más ante el riesgo de contagio de su familiar.

No entienden, dice, que no dar informes no es una negligencia ni un trato inhumano deliberado hacia los familiares.

“Estamos rebasados. Eso es todo. Hay cuatro médicos en medicina interna en fin de semana para todos esos pacientes. Sabemos que la gente quiere saber de su familiar, pero los médicos de todos los turnos estamos sobre cargados de trabajo, no tenemos apoyo ni de personal administrativo porque no pueden estar en área COVID, así que debemos tomar muestras, sacar placas, intubar, hacer trámites, preparar informes, en ocho horas no hay un minuto de descanso”, explica Ramiro.

La sobre carga de trabajo se ha generado también por las bajas en el personal que ha tenido que irse a su casa por ser de los grupos de riesgo: mayores de 65 años, mujeres embarazadas o personas con algún padecimiento como diabetes o hipertensión. “Hasta 30% de los compañeros se fueron a casa”, dicen los médicos.

A eso hay que agregarle los que, a decir de los dos especialistas, han dado positivo a COVID y se han ido a aislamiento. “Son ocho médicos adscritos y tres residentes. Hay además otros cinco residentes a los que no se les ha hecho la prueba pero empezaron con síntomas y se fueron también a casa”, precisa Ramiro. Animal Político tiene copia de al menos cuatro de los resultados positivos de médicos de este hospital.

Con esa merma en el personal, los que quedan deben atender a los pacientes, con el agravante de lo que implica dar atención a pacientes COVID.

Entérate: ‘Se siente frustración, ¿por qué nos agreden?’: médicos son discriminados durante emergencia por COVID-19

“Para entrar a verlos hay que ponerse el traje especial y el equipo de protección, del que además nosotros compramos los trajes especiales blancos, porque en el hospital solo nos dan batas quirúrgicas tipo impermeable que no cubren por completo y también compramos las mascarillas N95 porque a las del hospital se les rompen las bandas elásticas y no sellan de forma adecuada. Ponernos el traje nos lleva hasta 20 minutos y al salir hay que quitárselo y es el mismo tiempo”, relata Juan.

Además, agrega, “portar todo ese equipo nos causa una fatiga adicional, a las cinco o seis horas empiezas a sentir que te ahogas. La jornada dura ocho horas y no puedes salir del área de aislados y menos quitarte el traje. El sudor no nos deja ver a través de los googles y para desempañarnos hay que sanitizarse las manos, retirarlos, limpiarlos, sanitizarlos. Es agotador”.

El especialista refiere que de los cuatro médicos que están en fin de semana en medicina interna, a dos les toca atender a los pacientes COVID y sospechosos por la mañana, mientras otros dos ven al resto, y después se intercambian.

“Es lógico que no dé tiempo a veces de dar los informes a tiempo. Pero no es un descuido, los médicos de todos los turnos, no solo los de fin de semana, hacemos lo que podemos”, dice Ramiro.

Incluso cuenta que los pacientes con COVID o sospechosos a veces escriben cartas a sus familiares contándoles cómo están y preguntando cómo va todo en casa. “Esas cartas las pegamos en la zona donde se colocan los informes para que los familiares las lean”.

Para el personal médico, cuenta, “todo esto es muy duro también. No podemos considerar estable a ningún paciente. Sabemos que de un momento a otro se agravan y eso nos desespera. Aunque también hay buenas noticas. Ya ha habido seis altas de pacientes COVID, así que eso nos da esperanza”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Etiquetas:
Enfermeras
Hospital General de Zona #27
imss
médicos
rebasados
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...
image