Home
>
Peritos de Fiscalía de Michoacán abandonan restos óseos que encontraron rastreadores voluntarios
Peritos de Fiscalía de Michoacán abandonan restos óseos que encontraron rastreadores voluntarios
Foto: PGJE Michoacán
4 minutos de lectura

Peritos de Fiscalía de Michoacán abandonan restos óseos que encontraron rastreadores voluntarios

26 de junio, 2017
Por: Alba Calderón (@soldealba)

[contextly_sidebar id=”sfB1dB7nw1hP8J2UHKrOFdr6B6Mr3oGU”]El padre Carlos Aurelio Ramírez busca restos humanos por todo el país, con un grupo de voluntarios. El pasado 21 de junio, notificaron a la Fiscalía de Michoacán sobre el hallazgo de restos en Coahuayana; a pesar de que acordaron con las autoridades hacer el levantamiento al día siguiente, porque la zona era de difícil acceso y con mucha maleza, los peritos llegaron cuando era de noche y se llevaron solo una parte de los huesos encontrados.

Según el padre Carlos Aurelio, los funcionarios no quisieron esperar hasta que amaneciera, cuando hubiera luz, para hacer su trabajo con mejores condiciones. Tras una hora y 20 minutos se fueron, y dejaron la mayor parte de los restos olvidados en la zona.

“Lo hicieron de mala gana, molestos. Tuvieron que mantener la ética”, reclamó el sacerdote.

;

A pesar que desde el 2013 la PGR publicó un protocolo para respetar la cadena de custodia de la evidencia en los crímenes, en donde se señala que los restos humanos deben ser guardados en recipientes herméticos, el padre Carlos Aurelio y los demás rastreadores dicen que los restos encontrados en Coahuayana fueron puestos en bolsas de plástico.

 “Se les insistió y se les dijo que por favor esperarán hasta el día de mañana. Porque ese había sido el acuerdo con la fiscalía”, dice el sacerdote y explica que la instancia se comprometió a enviar a los peritos más capacitados para el trabajo.

“Les dijimos que no podían dejar, prácticamente, la mitad de un ser humano ahí.  Ellos son los que están mapeando, rastreando, haciendo el trabajo profesional”, relató el padre.

https://www.facebook.com/yeyo.rmz.9/videos/pcb.1874138392836743/1874134169503832/?type=3&theater

Los rastreadores, como el padre Carlos Aurelio y las personas que lo acompañan, son ciudadanos que por su propia voluntad y con sus propios recursos, buscan los restos de sus familiares y de otras personas desaparecidas.

Molesto por la negligencia que ante sus ojos cometían los peritos de la Fiscalía de Michoacán, el sacerdote grabó videos de los restos olvidados y los publicó en sus redes sociales.

Ese mismo 21 de junio, Animal Político se comunicó con el coordinador de Servicios Periciales de la PGJE de Michoacán, Pedro Gutiérrez, quien explicó que los peritos habían hecho el levantamiento “correctamente”, y aseguró que los restos que el padre Carlos Aurelio en redes sociales, estaban en otra zona distinta a la que habían señalado inicialmente.

El 22 de junio, sin embargo, los peritos regresaron a Coahuayana, donde los rastreadores permanecieron, gracias al apoyo de la policía comunitaria, y se llevaron los restos que un día antes habían dejado. Estaban en la misma zona que los rastreadores habían señalado inicialmente.

Peritos de la Fiscalía de Morelía
Los peritos de la Fiscalía de Morelía acudieron a un levantamiento que rastreadores les notificaron.

“Se realizó el día 22 una segunda búsqueda para encontrar restos óseos. Efectivamente sí se encontraron esos restos, con el apoyo de los señores (rastreadores). Eso es lo que hicieron nuestros peritos en el lugar del hallazgos”, reconoció el coordinador de Servicios Periciales, en entrevista con Animal Político.

 La única justificación que el funcionario ofreció, tras el abandono de los restos óseos, es que la maleza no permitió a sus peritos ver los restos. Aunque los rastreadores voluntarios, que no tienen el equipo profesional con el que la fiscalía cuenta, sí lograron resguardarlos.

 “Nos dijeron que habían mandado al mejor personal de Michoacán, para hacer este levantamiento. Y lo que les dijimos fue: si esos son los mejores no queremos saber cómo están los otros”, recordó el padre, quien relató que tuvieron una reunión con la autoridad ministerial en Coahuayana.  

Voto de confianza para peritos oficiales, piden autoridades

En Michoacán, según el coordinador de Servicios Periciales tienen a 80 peritos, incluidos médicos legistas, y químicos de laboratorio, para el reconocimiento de los restos humanos. Para el sacerdote Carlos Aurelio, y los demás rastreadores que por el momento trabajan en ese estado, el personal no es confiable, por lo que anunciaron que no trabajarán en coordinación con ellos.  

Peritos Fiscalía de Morelía
Los rastreadores voluntarios recuperaron los restos que habían sido abandonados por la Fiscalía de Morelía.

 Lo que andamos solicitando son peritos independientes, que nos ayuden a mejorar la búsqueda, porque no confiamos en la Fiscalía y sus peritos. No confiamos en las autoridades. Y también estamos pidiendo que las muestras de los restos de las personas que estamos encontrando, las lleven a laboratorios particulares”, explicó el sacerdote sobre sus solicitudes.

 Sin embargo, las autoridades estatales piden un voto de confianza y que se continué con el trabajo coordinado con los rastreadores.

 “Sabemos que esa actividad es de una gran sensibilidad humana, y viene a contribuir a las instituciones. Coordinados con las instituciones los resultados siempre serán favorables”, reconoció el coordinador de Servicios Periciales, respecto al trabajo de los rastreadores voluntarios.

 Según el último informe de Violencia y Terror, Hallazgos de las Fosas Cladestinas en México, publicado por la Universidad Iberoamericana, en el estado de Michoacán el hallazgo de fosas clandestinas se concentra en algunos puntos, y ha ido en aumento.

De 2009 a 2014 se encontraron 23 fosas clandestinas en ese estado, con 73 restos humanos. Según el informe, el trabajo para los servicios periciales en este estado, se multiplicó intensamente en 2014, cuando fueron la segunda entidad con más cuerpos exhumados, con 53. Mientras que en 2009 se exhumaron cuatro cuerpos, para 2010 no tuvieron ni un caso, en 2011 exhumaron tres, para 2012 fueron ocho y en 2013 cinco cuerpos.

Peritos Fiscalía de Michocán
Los peritos recolectaron los restos el 21 y 22 de junio.

El trabajo no ha parado de incrementarse, y las autoridades no tienen la confianza de los rastreadores ciudadanos. “No vamos a permitir que desaparezcan nuevamente a un desaparecido, que no hagan bien las cosas.  Que echen a perder un cuerpo. Porque la verdad es que estas personas no saben, no quieren y no pueden hacer bien su trabajo”, dijo el padre Carlos Aurelio.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Etiquetas:
Coahuayana
fosas clandestinas
Peritos
peritos independientes
rastreadores
Restos
restos oseos
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...
Imagen BBC