Home
>
Activista asesinada temía por sus hijos
Activista asesinada temía por sus hijos
3 minutos de lectura
Activista asesinada temía por sus hijos
30 de noviembre, 2012
Por: Dulce Ramos
@WikiRamos 
Juventina Villa Mojica, ecologista asesinada en Guerrero. Foto: La Jornada

Diario Reforma publica hoy que el 25 de septiembre pasado, Juventina Villa Mojica estuvo en la Comisión de Derechos Humanos del Estado y, ante el primer visitador del organismo, Hipólito Lugo Cortés, dijo: “tengo fundado temor y preocupación de lo que me pueda pasar a mí y a mis hijos”.

Esta declaración quedó asentada en el expediente UVG/275/2012, que se abrió cuando pidió a los miembros de la comisión exigir a la Procuraduría del Estado un informe de las investigaciones de los asesinatos de 10 de sus familiares por parte de grupos armados.

“Al encontrarme tan temerosa, al igual que mis hijos y demás familiares, por sentirnos desprotegidos, con el propósito de poner a salvo la integridad física de la suscrita, y de mis hijos, pongo de manifiesto mi profundo temor y desesperación por todos los hechos violentos que he vivido en mi comunidad de La Laguna, y que han afectado de manera grave a mi familia”, fue el texto que dictó Juventina a una mecanógrafa de la comisión durante su comparecencia.

No era la primera vez que la líder ecologista había acudido a este organismo para exponer la situación de inseguridad que vivía.

“Fueron muchas veces que vino aquí a presentar denuncias por asesinatos de sus familiares, entre ellos el de su esposo, Rubén Santana Alonso”, recordó el primer visitador.

Mencionó que apenas el pasado domingo 25 de noviembre acompañó a la dirigente ecologista a una reunión en Acapulco con el secretario de Gobierno, Humberto Salgado, con quien acordaron la fecha del nuevo éxodo familiar hacia la comunidad del Puerto de Ollas.

Lee aquí la nota completa de Reforma 

La custodiaban 10 policías

Juventina Villa Mojica, dirigente de la Organización de Campesinos Ecologistas de la Sierra de Petatlán y Coyuca de Catalán (Ocespcc), y su hijo Reynaldo Santana, de 17 años de edad, fueron asesinados ayer en la comunidad La Laguna, en la parte alta de la sierra del municipio de Coyuca de Catalán, informaron fuentes de la Procuraduría General de Justicia del Estado.

El homicidio fue perpetrado cuando la mujer pretendía encabezar a unas 45 familias de La Laguna que se desplazarían a la comunidad Puerto de las Ollas, en el mismo municipio, donde se refugiarían del acoso al que han estado sometidos por presuntos grupos paramilitares y talamontes. Desde 1999 dirigentes y otros miembros de esta organización han sido víctimas de asesinatos, desapariciones, prisión y exilio.

Manuel Olivares Hernández, secretario técnico de la Red Guerrerense de Organismos de Derechos Humanos en Guerrero, explicó que el secretario de Gobierno, Humberto Salgado Gómez, le notificó vía telefónica que Juventina Villa subió en una cuatrimoto a uno de los cerros aledaños a La Laguna para realizar una llamada telefónica, acompañada de dos de sus hijos, uno de 17 años y una niña de siete. Los acompañaban 10 policías estatales, cinco adelante y los otros atrás.

Salgado Gómez agregó que, según los reportes que recibió, al llegar a la cima la estaban esperando unos 30 o 40 hombres armados, que empezaron a dispararle. Ella murió de inmediato, lo mismo su hijo, y la menor logró huir. Los policías no pudieron repeler la agresión y optaron por refugiarse.

Con información de Reforma y La Jornada

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia
Tú puedes ayudarnos a seguir.
Sé parte del equipo
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.
Iniciar sesión

Registrate
Suscribete para comentar...
image